Salta a Contenido

El impulso de las carnes vegetales y de alternativas lácteas forma parte de la nueva iniciativa mundial Future Foods.

Future Foods quiere apoyar un sistema alimentario más saludable

  • El impulso de las carnes vegetales y de las alternativas lácteas forma parte de la nueva iniciativa mundial Future Foods, con la que se quiere apoyar / impulsar un sistema alimentario más saludable y sostenible
  • El desarrollo de la alimentación vegetal por parte de Unilever se basa en los nuevos lanzamientos, como The Vegetarian Butcher, y con la ampliación del porfolio de marcas como Knorr, Hellmann’s, Magnum y Ben & Jerry’s
  • La compañía ha invertido 85 millones de euros para apoyar la investigación de alternativas cárnicas, cultivos eficientes y envases sostenibles a través de la Universidad de Wageningen, en los Países Bajos
  • Unilever también se compromete a reducir a la mitad el desperdicio alimentario y a elevar los estándares nutricionales en todas sus marcas, redoblando los esfuerzos llevados a cabo a través del Plan Unilever para una Vida Sostenible

Viladecans, 18 de noviembre de 2020- El mercado mundial de la carne a base de vegetales ha registrado una tasa de crecimiento anual de más del 15 % el último año y prevé alcanzar más de 35.000 millones de dólares en 2027, según datos de ProVeg International. La alimentación a base de vegetales hace compatible una dieta saludable con la protección del planeta y es en este contexto que Unilever se marca el objetivo de impulsar su negocio de carne vegetal y de alternativas a los lácteos hasta los 1.000 millones de euros en los próximos cinco o siete años. El crecimiento será impulsado por el despliegue de The Vegetarian Butcher, y del aumento de alternativas veganas como Hellmann’s, Magnum o Ben & Jerry’s.

El objetivo forma parte de la nueva iniciativa Future Foods de Unilever, impulsada de manera global desde este miércoles con dos objetivos clave: ayudar a las personas a la transición hacia dietas más saludables y contribuir a reducir el impacto ambiental de la cadena alimentaria mundial.

Unilever cuida de los agricultores y del entorno.

Unilever, que también elabora los productos de marcas como Lipton, Frigo y Knorr, también se ha comprometido a:

  • Reducir a la mitad el desperdicio alimentario en sus operaciones globales directas de la fábrica al punto de venta para 2025. Esto significa avanzar cinco años el compromiso que la compañía había adquirido anteriormente, y proseguir una lucha contra el desperdicio alimentario iniciada en España hace diez años a través del Plan Unilever para una Vida Sostenible.
  • Duplicar a nivel mundial para 2025 el número de productos que ofrecen una “nutrición positiva”, una definición que Unilever aplica a todos aquellos productos que contienen cantidades relevantes de verduras, frutas, proteínas o micronutrientes como vitaminas, zinc, hierro y yodo.
  • Continuar reduciendo los niveles de calorías, sal y azúcar en todos los productos
    • El 85% del porfolio global de alimentos de Unilever estará ideado para ayudar a los consumidores a reducir la ingesta de sal por debajo de los 5 gramos por día, para 2022.
    • El 95% de los helados envasados de Unilever no contendrá más de 22 gramos de azúcar en total y 250 kilocalorías por porción, para 2025. Este objetivo se suma a la limitación a 110 kilocalorías en los helados infantiles de la empresa, medida implantada desde 2014.
Unilever apoya al pequeño agricultor.

“Como líder mundial en alimentación, tenemos un papel fundamental para ayudar a transformar el sistema alimentario global -afirma Xavier Mon, vicepresidente de Foods & Refreshment de Unilever España-; no depende de nosotros decidir lo que la gente quiere comer, pero sÍ depende de nosotros que los consumidores tengan un mayor acceso a opciones más saludables y respetuosas con el medio ambiente”.

“Es ampliamente conocido que el actual sistema alimentario mundial no es ni equitativo ni eficiente. Mil millones de personas en todo el mundo pasan hambre, mientras que 2.000 millones padecen sobrepeso y obesidad”, alerta el directivo, que añade otros retos que la industria tiene por delante: “un tercio de todos los alimentos que se producen se tiran a la basura y, por otro lado, la ganadería se ha convertido en el segundo mayor emisor de gases de efecto invernadero, tras los combustibles fósiles, y una de las principales causas de desforestación, contaminación del agua y del aire, y de pérdida de la biodiversidad”.

El desarrollo del segmento vegetal en Unilever

Unilever ha estado impulsando su negocio de productos alternativos a la carne y los lácteos durante los últimos maños. En 2020, Unilever ha lanzado en España la marca de carne vegetal The Vegetarian Butcher tras su adquisición en 2018, convirtiéndose en el proveedor de Burguer King en Europa. Además, varias de sus innovaciones han recibido premios a nivel europeo: el Magnum vegano de la compañía ha sido recibido el título de Mejor Helado Vegano de Reino Unido en 2019, mientras que la mayonesa vegana de Hellmann’s ha sido incluida por Nielsen entre las 25 mejores innovaciones de este año.

Los ingredientes de Unilever cuentan con los estándares más altos de calidad.

Recientemente, Unilever ha realizado una inversión de 85 millones de euros en el centro de innovación The Hive, perteneciente a la neerlandesa Universidad de Wageningen, para apoyar la investigación de alternativas cárnicas, cultivos eficientes y envases sostenibles. Además, el 2020 la compañía se ha aliado con la start up Algenuity para poner en el mercado alimentos elaborados con microalgas.